top of page

Encontraron un nicho inexplotado en el país y en menos de un año operan $60 millones por mes



Juan Pablo Degiovanni ya había fundado tres emprendimientos propios, siempre en el ámbito de la tecnología, y también los había vendido a grupos internacionales. Con este bagaje encima decidió crear, junto con Juan Baldassarre, a quien conoce hace 10 años, su cuarto proyecto, Discoverit (Discoverit.store), una plataforma que busca acercar marcas poco conocidas a negocios revendedores. La intención: generar conexiones comerciales para impulsar a las pymes argentinas.


Él lo define como “el primer marketplace” para unir minoristas con marcas independientes. “Empujamos a estos productores locales, que de alguna manera compiten contra las grandes multinacionales, y los apoyamos para que puedan vender a todo el país, emparejando la balanza con tecnología y servicios similares a Mercado Libre”, comenta el fundador. La comparación es obvia: implementar un modelo similar al de aquella plataforma para “democratizar” el comercio, pero juntando empresas que ofrecen productos con otras que buscan abastecer sus negocios.


La idea surgió tras analizar las necesidades de las pequeñas empresas, a las que les cuesta llegar a todo el país y administrar la logística, los pagos y financiamientos. “Estamos beneficiando un poco a las pymes argentinas, que creo que son el motor de todo esto, pero que necesitan manos y tecnología para llegar a todo el país —remarca—. Nos dimos cuenta de que tenía sentido crear una plataforma para juntar ambas partes”.


Crecimiento rápido

Discoverit se fundó a fines de 2022 con una inversión societaria, y a principios de este año recibió su primera inversión externa por US$600.000. Con este monto pudieron terminar de armar el equipo y crecer: en poco menos de un año, más de 300 marcas vendieron a través de la página.


También cuentan con más de 28.000 minoristas registrados en todo el país y están cerca de facturar $60 millones mensuales en el total transaccionado o gross merchandise value, que estudia el valor total de mercadería vendida en sitios que funcionan como este (Amazon, Mercado Libre, Despegar, etc.). El sistema de medición es característico de startups con modelos de negocio de marketplace o e-commerce, y aunque no refleja los ingresos reales, es la manera más utilizada para analizar el crecimiento.


El negocio fluyó fácilmente y sin verdaderas complicaciones. Hoy cuenta con casi 30 personas que trabajan en él, y todavía no cumplieron un año de actividad. “Fue muchísima la atracción de este proyecto. Tenemos, por un lado, marcas y, por el otro, cada vez más negocios que buscan productos. Por lo tanto, la complicación fue solo crecer”. Por crecer Degiovanni se refiere a armar equipos, de tecnología y de business intelligence, que sirven para entender los algoritmos y datos de los usuarios.


A esto se le suma un equipo de soporte para ayudar a los usuarios. “Pensá que muchas veces las respuestas son lentas. Lo que estamos buscando es tener un área de cinco personas que estén abocadas a responder, tanto a minoristas como a los emprendedores”, detalla. A través de esta solución, la empresa habilita que se generen más transacciones, y las marcas están felices, dice, de que les brinden esta ayuda. “Buscamos que puedan ocupar más tiempo en la fabricación, que es lo que mejor hacen, y nosotros gestionamos las ventas”, agrega.


El modelo de Discoverit, si bien es novedoso en la Argentina, tiene sus precursores en otros países: Estados Unidos, Europa, México y Brasil. “Acá somos los primeros. La verdad es que vemos una gran oportunidad, porque el comprador puede adquirir cualquier variedad de productos, ya que nosotros mostramos la disponibilidad completa de todas las marcas, el catálogo completo”, explica.


Los productos se dividen en hogar y decoración, belleza y bienestar, y almacén natural. “Seguramente se sumen accesorios de moda, pero eso sería recién el año que viene. En estas tres categorías tenemos un montón de marcas. La idea es llegar a más de 500 para fin de año”, cuenta. Aunque el camino está siendo relativamente sencillo, Degiovanni agrega que lo más difícil es que los negocios entiendan que la plataforma actúa como un puente entre empresas y emprendedores.


Que otros crezcan

A las proyecciones de crecimiento se le suma el lanzamiento de la plataforma en México el 1 de diciembre: “La idea es llevar el mismo modelo con algunos ajustes a nivel país, cultura, etc.”, explica.


Con esta intención de funcionar como un puente e influir en el crecimiento de las pymes, Discoverit brinda ciertos beneficios: descuentos en las primeras compras, por ejemplo; envíos gratis a cualquier parte del país; intermediación en los pagos para que ambas partes estén tranquilas de que recibirán los productos, unas, y de que les llegará el pago, las otras.


Los números actuales muestran que el emprendimiento está creciendo entre un 30% y un 42% mensual respecto de la cantidad de órdenes que se generan. La intención, para fin de año, es conseguir más de 2000.


“Emprender en la Argentina, más allá de todos los temas inflacionarios, es súper positivo. La tecnología sirve mucho para facilitarle a los demás la logística y el financiamiento. Así que no tengo ninguna queja, simplemente mucho trabajo para seguir creciendo y ayudando a que otras marcas crezcan también”, enfatiza el emprendedor.

0 comentarios

Kommentare


bottom of page